Vuelta al Mundo: 5 meses de viaje. Diario + Presupuesto

Comparte este post

Vuelta al Mundo: 5 meses de viaje. Diario + Presupuesto

Después de estar 5 meses de viaje de vuelta al mundo, este mes se presenta como el más cansado de toda la temporada. Hay que parar a recargar batería.

¿Qué hicimos el mes de mayo?

Seguimos disfrutando de nuestra estancia en Beirut, recorriendo despacio cada rincón del Líbano y empapándonos de su entorno.

A finales de mes, volamos a lo que será nuestro último  destino de la primera etapa del viaje. Turquía.

Lo que nunca olvidaremos

  • Recibimos la primera visita desde España que viene cargada de buenas energías y mucha «comidita» rica.
Felicidad maxima al recibir estos manjares
Felicidad maxima al recibir estos manjares
  • El cambio de alimentación a la dieta mediterránea es notable a lo ancho de todo nuestro cuerpo.
Sergi feliz cocinando su comida preferida
  • La experiencia de vivir por un mes en una ciudad tan desconocida y sorprendentemente cosmopolita como es Beirut.
  • El descanso continuado, por fin, en una misma cama, una misma ducha y tener nuestro propio espacio y hasta cocina. Después de 5 meses de nómada, necesitábamos para a reflexionar sobre todo lo vivido, descansar y poner al día el blog.
  • Poder haber visto con nuestros propios ojos un país con que no merece la mala prensa que tiene en occidente y presenciar la buena convivencia que existe entre personas de distinta religiones, aunque se insista en enseñarnos lo contrario. Por suerte, ahora podemos hablar con propiedad y en este post contamos las 13 cosas de Líbano que nunca te contarán .
Iglesia y Mezquita conviviendo en armonía en el centro de Beirut
Iglesia y Mezquita conviviendo en armonía en el centro de Beirut
  • Bebernos nuestras primeras cervezas del viaje con unas pipas. ¿Eso? Eso reanima para continuar otros 5 meses de viaje más.
Cervecitas locales bien fresquitas
Cervecitas locales bien fresquitas

Imprevistos o malas experiencias en el camino

  • Sufrimos un accidente en el autobús, cuando viajábamos a visitar las ruinas de Balbeek. Afortunadamente, todo quedó en un susto pero la peor parada fue Cris que se le estalló una ventana y le cayeron los cristales por todo el cuerpo.
Cristal roto del autobús tras el accidente
Cristal roto del autobús tras el accidente
  • Nos encontramos cerrada la asociación de sordos que pensábamos visitar durante nuestra estancia en Beirut. Casi toda la primavera está lleno de días festivos por motivo de todas las religiones que conviven en el país. Solo pudimos hacer gestiones administrativas.
Centro para personas sordas cerrado
Centro para personas sordas cerrado
  • La cancelación del vuelo a Turquía y nos enteramos cuando ya estábamos en el aeropuerto. Fue un error nuestro por no estar atento del correo. Afortunadamente nos devolvieron el dinero y volamos esa misma noche en otro vuelo, pero en vez de Antalya como estaba previsto, a Estambul.

Nuestra metamorfosis

El cambio de India a Líbano fue muy brusco. Veníamos agotados tanto mental como físicamente. Líbano se presentó ante nosotros como el paraíso esperado.

Disfrutando de las vistas en Líbano
Disfrutando de las vistas en Líbano

Con todo el ansia que teníamos de comer comida mediterránea, nada más llegar nos lanzamos como locos al pan recién hecho, los quesos del súper, los embutidos, hummus, aceitunas, pipas y cerveza fresquita.

Increíble plato local, fuimos 2 veces a este pueblo para repetir
Increíble plato local, fuimos 2 veces a este pueblo para repetir

Era como volver  a la civilización. Teníamos un piso airbnb para nosotros solos. ¿Desde cuándo no disfrutábamos de tanto espacio?

Nos dimos cuenta que en tan solo 4 meses de viaje,  valorábamos como nunca acciones que haces en automático en tu vida diaria. Como por ejemplo,  poder salir a comprar el pan por la mañana, cocinar verduras, darte una ducha en el mismo lugar, poder lavar y tender, tener un frigorífico donde guardar la comida… en fin, todo aquello que damos por alto normalmente.

Aún cuando estábamos digiriendo India, Líbano se presenta como un país sorprendente en muchos aspectos que nos hace ver el mundo de una manera mucho más hipócrita e interesada.

Plaza de los Martires en Beirut
Plaza de los Martires en Beirut

Despertamos conscientemente ante una realidad desconocida por intereses políticos y económicos.

Es inevitable no llevar una idea preconcebida de tu próximo destino pero Líbano nos rompió todos los esquemas y prejuicios.

Centro de la ciudad de Beirut
Centro de la ciudad de Beirut

Desglose de gastos

Este ha sido el mes con más gastos. Líbano tiene precios europeos. Y eso que para ahorrar gastos, alquilamos un piso de Airbnb por un mes entero en Beirut.

Sumado al alquiler del piso, este mes recibimos 2 visitas. Una en la parte del mes en Líbano y otra en Turquía. Las visitas van unidas a la cerveza y a pasarnos un poco de presupuesto en las comidas. ¡Pero qué comidas!

Manjares libaneses, recuperando kilos
Manjares libaneses, recuperando kilos

Nuestro propósito para el siguiente mes era reducir los gastos en comida. Pero el propósito se ha visto claramente fracasado.

Así ha quedado nuestro presupuesto mensual. En total hemos gastado 1501,13€. El presupuesto por persona ha sido de 750,6€. (24,2 € día).

Conclusiones y nuevos propósitos para junio

Los objetivos propuestos para este 5 mes de viaje están cumplidos de sobra conseguimos poner al día el blog y terminar las guías completas para viajar a Kazajistán y Uzbekistán. El propósito de gastar menos, ya se ha visto que no lo conseguimos. Las visitas molan, pero son una ruina.

Tal y como tenemos planteado el mes que viene, no tendremos mucho acceso a internet ni tiempo para trabajar en el blog.

Los objetivos esta vez son físicos. Intentar hacer a pie al menos 3 etapas del camino Licio en Turquía. Y cómo no, ahorrar más. Para eso, vamos a comprar un tienda de campaña, que ya viene el buen tiempo.

Descuentos Y RECURSOs para tus viajes

Facebook
Twitter
Pinterest
AUTORA DEL POST

Soy hipoacúsica de ambos oídos y desde bien pequeñita vivo entre dos mundos.
He aprendido a estar en equilibrio entre mi mundo natural, en el que veo voces difusas y encuentro paz en los silencios. Y el mundo de oyentes, al que me transporto cuando enciendo mis audífonos. Puede saber mas sobre mi aquí.

Contenido exclusivo
PARA SUSCRIPTORES

Únete a nuestra comunidad y recibe GRATIS TU GUÍA
para viajar por libre y barato con dificultad auditiva

Entradas relacionadas